En menos de un mes llegará San Valentín (y la presión acompañada de hacer algo especial). Estos hoteles ofrecen experiencias para mimar a las parejas que viajan o a los viajeros solitarios que buscan recompensarse con algo más que puntos de fidelidad y promociones. Desde tratamientos de spa a flores, pasando por clases privadas de elaboración de vino o mejores patrones de sueño, aquí tiene dónde celebrar San Valentín y demostrar a su pareja (e incluso a usted mismo o a quienes ni siquiera conoce) un poco de amor y cuidado personal.

Tanto si su idea de bienestar consiste en rutas de senderismo y ciclismo organizadas de forma privada, conserjes de fitness, esquí de travesía guiado o yoga, baños de sonido y meditación, estas propiedades de lujo han creado las escapadas perfectas que permiten a los viajeros rejuvenecerse, desestresarse y conectar con la naturaleza en estos tiempos que corren.

Cena privada en el cenote del Eden Roc Cap Cana

En Punta Cana (República Dominicana), los huéspedes más románticos pueden añadir una experiencia especial a su estancia. El personal puede preparar una cena especial con vistas a un cenote, una de las profundas cuevas naturales de la zona o agujeros en el suelo hechos de piedra caliza. Es el complemento ideal al paquete romántico del complejo.

Lea el artículo completo en forbes.com